Blog

8 mar2018

Los posibles escenarios de Italia tras las elecciones del 4 de marzo

En Italia, los politólogos andan estos días entregados a “elucubrar” sobre los posibles escenarios que pueden darse tras las eleeciones. Esto es, qué gobiernos se podrán formar tras los resultados obtenidos el pasado 4 de marzo en las elecciones italianas. Este juego de quinielas, “totocalcio”como lo llaman los italianos consiste en realizar combinaciones políticas a partir de la aritmética de los votos y las afinidades/antipatías ideológicas
Previsiblemente, ya podríamos adelantar dos escenarios “imposibles”: Por un lado, es incompatible que Cinco Estrellas y Berlusconi formaran una coalición para que exista la gobernabilidad. Al mismo tiempo, resulta “impensable” reunir en un mismo gobierno al centro izquierda con la Liga, ya que este último es “un partido xenófobo de extrema derecha”. Después de esto, podríamos pensar que cualquier escenario es posible para que se consigan aglutinar los votos necesarios para que se forme el Ejecutivo en Italia.

Fuente: https://twitter.com/JorgeGalindo/status/970716560095694848

A priori, para constituir Gobierno en Italia habrá que contar con Cinco Estrellas. No solo por la victoria que ha obtenido, revalidándose como primer partido de Italia; sino porque la ley de compatibilidades/incompatibilidades se pone a su favor.

Con respecto a la hipótesis que se encartaban y simpatizaba a Bruselas, es decir, a la suma de fuerzas del centroizquierda y de Forza Italia, no llegan al 40% que se necesita para la mayoría absoluta. De otro lado, si se suma la Liga, simultaneamente habría que restar al centro-izquierda.
No obstante, los escenarios que más se barajan en Italia son los que vamos a describir a continuación:

En primer lugar, la coalición formada por Cinco Estrellas y Centroizquierda, para quien la mayoría de los analistas consideran que es el escenario que más posibilidades tiene. En las elecciones de 2013 este hecho dio lugar a la ingobernabilidad, pero la dimisión de Renzi como líder del Partido Democrático podría acercar a ambas fuerzas para constituir el Ejecutivo.

En segundo lugar, Cinco Estrellas y Liga del Norte sería una hipótesis incierta pero “no imposible”. Si bien es cierto, para Bruselas y los propios analistas sería “El Monstruo”. Ambos partidos son formaciones que critican la “casta” y la “política tradicional”, abogan por romper con el sistema. Para la mayoría de los politólogos un Gobierno de estas características tienen muy pocas posibilidades de hacerse realidad. No obstante, cabe hacer mención de la segunda vuelta de las elecciones municipales celebradas en Italia en junio de 2016, donde el líder de la Liga, Salvini, apoyó públicamente a las candidatas de Cinco Estrellas a las alcaldías de Roma y Turín -Virginia Raggi y Chiara Appendino, respectivamente-, y ganaron.

En tercer lugar, se ha considerado la coalición centro derecha (Liga, Forza Italia y Hermanos de Italia), aunque no alcanzan el número de escaños necesarios para poder gobernar. Por lo que se ha tomado en cuenta que se sumen los votos de los “tránsfugas” que es una figura muy arraigada en Italia. De hecho, en la pasada legislatura se contabilizaron en total 546 cambios de grupo parlamentario: 310 en la Cámara de los Diputados y 236 en el Senado. El número de parlamentarios que se vieron envueltos en esta figura fueron 345, es decir el 36,32% del total, lo que equivale a uno de cada tres. El problema es que el centroderecha necesitaría convencer a unos 40 o 50 tránsfugas de pasarse a sus filas.
Además, se da por hecho que el presidente de la República, Sergio Mattarella encargará formar Gobierno a Cinco Estrellas antes que a la coalición de centro derecha.

Finalmente, un gobierno de gran coalición para cambiar la ley electoral que sustituya a la actual, recientemente estrenada en estas elecciones generales con el resultado evidente de ingobernabilidad. Sería un Gobierno con un amplio apoyo en el Parlamento, que permitiría aprobar los presupuestos generales y una ley electoral capaz de garantizar una mayoría. Una vez se aprobara dicha ley, Mattarella disolvería el Parlamento y convocaría nuevas elecciones. Así estariamos ante un escenario denominado el "gobierno del Presidente", donde  Sergio Mattarella no sólo actuaría como árbitro de la situación sino que sería él quien propusiera el nombre de primer ministro, un nombre alrededor del cual pudieran converger todos los partidos de esa gran coalición.
 

Fuente: https://elpais.com/internacional/2018/03/05/actualidad/1520279069_109111.html

 

Bibliografía
(4-02-2018) Monzón, I. El Movimiento 5 estrellas ganas las elecciones en Italia sin mayoría para gobernar. https://www.elespanol.com/mundo/20180304/movimiento-estrellas-elecciones-italia-sin-mayoria-gobernar/289471693_0.html

(6-03-2018) Hernández. V. I. Los 4 escenarios de las elecciones italianas. http://www.elmundo.es/internacional/2018/03/06/5a9d96ee468aebe7458b4641.html

(6-03-2018). Verdú, D. Un vendaval populista barre la era en Italia. https://elpais.com/internacional/2018/03/05/actualidad/1520279069_109111.html

Añadir comentario
Comentarios
Introduzca su nombre
Introduzca un email válido
* Campo requerido
No hay ningún comentario