Blog

5 sep2011

Se perfilan las estrategias de PSOE y PP

Ya se ha iniciado lo que comunmente conocemos como  precampaña electoral y las estrategias de los dos grandes partidos están claramente definidas desde el primer momento. Basta con ver las últimas declaraciones de Rajoy y Rubalcaba. El PSOE centrará su campaña positiva en el candidato, Alfredo Pérez Rubalcaba. Con una valoración por encima de su oponente y una demostrada capacidad de gestión, enfocará sus mensajes hacia una estrategia de contraste entre ambos. La marca PSOE, muy castigada por la gestión del gobierno, quedará en un segundo o tercer plano. Un claro ejemplo de la importancia de este eje de la  campaña ha sido las declaraciones de Rubalcaba esta misma mañana en la Cadena Ser. "Rajoy hizo frente a la crisis del Prestige y yo a la de los controladores", ha afirmado. "Decida usted", ha añadido lacónicamente tras afirmar que es eso "lo que tienen que elegir los ciudadanos". Pero no solo quedarán aquí los mensajes del PSOE. La victoria del Partido Popular en las elecciones autonómicas y municipales y los recortes sociales que los gobiernos populares están llevando a cabo allí donde gobiernan, serán utilizados como ariete contra Rajoy, en una reedición de la estrategia del miedo a la derecha, que pudiera dar resultado si continúa el uso de la  "sierra eléctrica" en Madrid o Castilla La Mancha. Por contra, el Partido Popular mantendrá una campaña de perfil bajo, con el fin de no movilizar al electorado de izquierdas. Para ello, intentarán rehuir el combate cuerpo a cuerpo y difícilmente se les escuchará una declaración altisonante respecto a  su programa de gobierno. Nada de asustar al electorado moderado y de izquierdas. Baste un botón de muestra, las declaraciones de Rajoy, afirmando que en ningún caso el PP "perjudicará" con sus políticas a "los sectores más débiles de la sociedad española". En segundo lugar, el ya tradicional slogan de "PSOE=PARO" y "PP=EMPLEO", en sus diversas versiones entre las que destacarán, que "la mejor política social es la creación de empleo" o que "con el PP se crearon 5 millones de puestos de trabajo y con el PSOE se han destruido 5 millones de puestos de trabajo". Pura estrategia de contraste. El PSOE, por tanto, tiene poco margen de maniobra. Las últimas decisiones tomadas por el Ejecutivo han desmovilizado y dividido aún más a su potencial electorado. La mejor valoración de Rubalcaba es un tanto ficticia puesto que arrastra la mejor valoración que tradicionalmente se tiene del candidato de la izquierda por parte de los simpatizantes de los demás partidos (de izquierda y nacionalistas) aunque sin duda, Rubalcaba es el mejor aval para intentar ganar las elecciones, y por tanto, la estrategia que está siguiendo el PSOE es adecuada.  El PP lo tiene todo a favor. Debe superar solo dos obstáculos relativos, aunque obstáculos. El primero, la sensación de que el partido está ganado sin ni siquiera jugarlo, instalada en la derecha que puede  desmovilizar a su electorado, aunque teniendo en cuenta la disciplina y la fidelidad del voto de derechas en España es complicado que esta situación se pudiera dar. El segundo obstáculo es quizás más difícil. Intentar evitar los errores no forzados. Algunas decisiones y declaraciones en las últimas fechas pueden estar perjudicando la imagen de partido de centro y moderado que el Sr. Rajoy se esfuerza en mantener. En cualquier caso, él sí está siendo leal a la estrategia marcada por sus asesores y no creo que se le escuche ni una palabra de más que pueda perjudicar sus  aspiraciones, aunque con ello siga apareciendo como un político plano, sin ideas e incluso perezoso. Estoy seguro que sus asesores le asegurarán que  no se preocupe, que lo importante es la victoria el 20-N. Su imagen ya se mejorará cuando se instale en Moncloa. Algo parecido le pasó a Aznar. Por tanto, y como conclusión,  creo que los "entrenadores" de los dos equipos han dibujado en la pizarra con acierto cómo han de jugar. Ya veremos finalmente si los "jugadores" terminan atendiendo las indicaciones de sus entrenadores.
Añadir comentario
Comentarios
Introduzca su nombre
Introduzca un email válido
* Campo requerido